Qué tener en cuenta a la hora de cambiar una ventana (2): Parámetros técnicos
Vota este Artículo

En nuestro artículo anterior, te hablábamos sobre los tres niveles existentes de intervención como uno de los aspectos a tener en cuenta a la hora de cambiar la ventana de una fachada. Hoy seguimos hablando sobre esta útil técnica de rehabilitación, en concreto, de los parámetros que influyen en las prestaciones de un hueco.

  1. Parámetros del vidrio.

– Transmisividad (U): Es la energía que deja pasar un material, cuanto menor sea el valor mejor aislante. Lo más importante para ahorrar en un vidrio doble es el espesor de su cámara de aire, que podrá medir de 6 a 20 mm. El incremento de espesor apenas influye en el precio del vidrio (<10%), pero nos puede condicionar que la carpintería pueda asumirlo.

 

– Factor solar del vidrio (G) y Transmisión Luminosa del vidrio (TL): El primero valora el porcentaje de radiación que deja pasar un vidrio. Es recomendable utilizar vidrios con una TL de al menos el 60-65% para viviendas, pues supone poca pérdida de luz natural.

  1. Parámetros de la carpintería.

– Transmisión térmica de la carpintería (U): Después de mejorar el vidrio, es el siguiente elemento que nos permite mejorar nuestra fachada. El marco representa entre el 25-40% del total del hueco en ventanas pequeñas y del 15-25% en ventanas o puertas grandes.

Hay distintas opciones en función de los materiales: metálicas con y sin rotura de puente térmico, de madera o PVC. Si quieres saber más sobre las prestaciones de cada material, contacta con Esarco y te asesoraremos personalmente.

– Clase de permeabilidad del marco: La sustitución de la ventana no sólo supone una mejora de aislamiento, sino que reduce las infiltraciones de aire. Los nuevos sistemas de ventanas (incluso las correderas) disponen de soluciones eficaces para reducir la infiltración.

– Persianas: Opción de oscurecimiento en dormitorios, pero también aíslan y es conveniente incorporarlas en otras estancias. Sirven de protección solar durante el día y añaden una capa aislante durante la noche.

 

  1. Parámetros de diseño.

Los tendremos en cuenta sobre todo en obra nueva pues son soluciones caras o inviables en rehabilitación.

– Sombreamiento de ventanas: Las protecciones solares por el exterior del vidrio reducen la transmisión de calor al interior de la vivienda en los meses cálidos, mejorando el confort térmico y reduciendo el consumo de energía de refrigeración.

 

– Ventilación según disposición de ventanas: Siempre que sea posible, se recomienda una distribución de las ventanas entre fachadas de orientaciones opuestas, como Norte y Sur. Con su apertura provoca una ventilación natural cruzada en el interior de la vivienda, favoreciendo la calidad del aire en los espacios interiores.

– Orientación de ventanas: En verano, en el hemisferio norte, la mejor orientación para evitar el sobrecalentamiento sería la norte, pero impide la captación solar en invierno.

En Esarco, analizamos tus necesidades reales a través de un estudio detallado para ofrecerte la opción más efectiva para tu vivienda.

IVE y ASEFAVE

teléfono 658 987 206

Whatsapp 662612370

Email info@esarco.es

AUTORES: AGUSTÍN JIMÉNEZ REY

ARQUITECTO TÉCNICO

¿Te gusta este artículo? Regálanos un Me Gusta
Comparte este Artículo